Saltar al contenido
Papeles de Inteligencia Competitiva

¿Por donde empezar con esto del Big Data en la empresa?

Big data en la empresaEl uso del Big Data en la empresa es a día de hoy algo excepcional incluso entre las grandes corporaciones. Esto es así de momento… aunque el panorama para los próximos años nos dice que este escenario va a cambiar por completo. De hecho ya podemos encontrar informes como este de marketsandmarkets que hablan del big data en la empresa moverá cerca de 46.000 millones de dolares en los siguientes 5 años.

Para muchos, los datos y su uso van a suponer el auténtico petróleo del siglo XXI y una de las principales fuentes de ingresos para las empresas en el futuro. Y es cierto, en esta cuarta ola, la de la economía del conocimiento, la información será la principal fuente de ventajas competitivas para las empresas.

Esto ya me lo habéis oído decir antes y no me cansaré de repetirlo. De hecho, los datos van a cambiar industrias enteras como por ejemplo  la industria de las infraestructuras.

¿Qué tendrán que ver el ladrillo y el cemento con el big data en la empresa? ¿verdad?

Pero al margen de estas informaciones de maravillosos crecimientos y aplicaciones del big data en la empresa… ¿que podemos hacer nosotros como empresas u organizaciones con recursos limitados para estar al día de esta tendencia y saber si aporta algo imprescindible para mi negocio?

Esta misma pregunta me la planteo uno de nuestros lectores la semana pasada.  Y lo primero que debemos tener en cuenta son cuales son nuestras “Big Questions” y si merece la pena darles una respuesta.

Lo importante del Big Data en la empresa son las Big Questions

El Big Data en la empresa tiene gran potencial pero de poco puede servirnos si desconocemos como puede ayudarnos. Para poder sacar partido al big data en la empresa, como dice Genis Roca en uno de sus artículos, lo primero es tener muy claro que:

No obtiene respuestas quién posee los datos, sino quién sabe hacer las preguntas – Genis Roca CEO RocaSalvatella

Es decir de poco o nada me servirá disponer de la mejor estructura para analizar los datos sino tengo ni idea de que es lo que estoy buscando.

Teniendo esto claro, como lo tenia la persona que me hizo la consulta, parece claro que sin preguntas claras es difícil plantearse la utilidad del Big data para cualquier tipo de organización. Y lo segundo, es ser capaz de responder a estas “Big Questions” de la manera más rápida y práctica posible.

Aquí es donde empiezan las dudas acerca del coste de las aplicaciones y la infraestructura a desarrollar para hacer esto posible.

Planificando el big data en la empresa

Existe un creciente número de empresas especializadas en la recolección de grandes volúmenes de datos y su análisis con la promesa de responder a esas Big Questions para dar con la información única que les de ventaja a sus clientes frente a sus competidores.

Esta información puede ser por ejemplo:

  • los términos de  búsqueda más utilizados en una web,
  • los dominios más demandados,
  • los artículos más compartidos en las redes sociales,
  • las opiniones personales sobre productos, servicios y personas,
  • variaciones en los precios de determinados productos en determinados momentos
  • evolución del consumo eléctrico etc..

En definitiva de cualquier cosa que se te pueda ocurrir y a la que podamos acceder en Internet.

Probablemente los ejemplos mencionados no sean buenos ejemplos. Pero como ves la información que se genera en Internet es mucho más útil de lo que parece, aunque también es mucho más heterogénea y las soluciones a las que tenemos acceso están mucho más fragmentadas.

Esto dificulta la labor de planificar el uso del big data en la empresa. Por eso disponer de un mapa de soluciones Big data en la empresa y proveedores de soluciones es algo muy útil que podemos utilizar y que puedes consultar aquí:

mapa soluciones big data
Mapa soluciones Big Data

Con estos recursos por lo menos podemos empezar a imaginar que preguntas queremos responder y creemos que debemos responder para generar valor en forma de información que utilizar para nosotros mismos o para vender a terceros.

El reto actual con el Big Data en la empresa ya no es su coste…

A día de hoy almacenar un gran volumen de datos y adquirir capacidad de análisis de los mismos en la empresa ya no se el problema principal gracias a la bajada de los costes. A pesar de esto todavía es necesario subcontratar o adquirir una infraestructura.

De esta forma, es más fácil dotarse de la capacidad para almacenar el volumen de datos y procesarlos.

El gran reto, al margen de las “Big Questions”, esta en el diseño y desarrollo de los algoritmos y fórmulas matemáticas que sirvan para recuperar y analizar los datos para sacar conclusiones.

Para que nos entendamos, los datos están en Internet y su acceso es prácticamente gratuito pero lo difícil es poder leerlos y analizarlos correctamente. Aquí es donde todavía hay cuellos de botella y donde se están poniendo todos los esfuerzos.

De ahí la importancia creciente de perfiles como el del científico de datos. Capaz de crear y diseñar los algoritmos para recuperar la información en el mar de datos.

Así pues el secreto del big data en la empresa es hacerse las preguntas que nos permitan diseñar los algoritmos matemáticos con los que obtener la pepitas de oro informativas que nos darán la diferencia.

Espero haber aportado con estas líneas algo de claridad en un tema que evoluciona rápidamente y esta llamado a trasformar industrias enteras.

Deja un comentario

Responsable » Digital Research S.L con CIF/NIF: B86680667
Finalidad » gestionar los comentarios.
Legitimación » tu consentimiento.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Hostgator (proveedor de hosting de Papeles de Inteligencia) Fuera de la UE.
Derechos » podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.